¿Aprender como niña?

Voy un poco retrasada en mi tarea de la semana. Pero aquí estoy.

Todo lo que he leído (incluso el video es leído) me ha dejado un sabor en la boca a pregunta: ¿debo aprender como una niña?

Por lo que se presenta, y por lo que se, es mas fácil iniciar los procesos de aprendizaje cuando hay interés, curiosidad; cuando no existe el miedo, cuando no hay una autoridad que te indique el camino o te limite las formas de avanzar.

Lo tengo claro. Lo que tengo como una gran barrera es la experiencia vivida como alumna durante muchos años y como maestra otros mas. El modelo del docente que te dice qué hacer, cómo, cuándo, con qué y para qué es realmente cómodo. Se convierte en cómodo para el alumno pues su reto es entender qué espera el docente (cada año, cada semestre, en cada asignatura) y responder a ello. Y para el docente, porque tiene “asegurado” qué se va a aprender en el año, en el semestre, en la asignatura. Hay un control que facilita la dosificación, el seguimiento y la evaluación…además, está la institución escolar que acoge a alumnos y docentes…a ella también le interesa “asegurar” a sus clientes (los padres de familia), que se va a aprender algo. Esa barrera ha sido un contenedor que responde a modelos económicos y sociales. La escuela reproduce el modelo de ciudadano que se desea tener.

Entonces, ¿por qué pensar en la virtualidad?, ¿en la no linealidad?, ¿en el aprendizaje en red?, ¿en diferentes experiencias?…

Por un lado entiendo que la necesidad de seguir aprendiendo sin el modelo presencial, ya sea por cuestiones de distancia, de trabajo, de tiempo, ¿pero eso significa aprender con interés, por gusto? Tengo mis dudas.

Por mi experiencia no buena como docente en línea, puedo decir que mi modelo siguió siendo lineal, restringido por la limitante de los pocos momentos de interactuar (que yo no supe presentar) y controlada por mi.

¿Aprender en red puede romper esto? Seguimos teniendo un programa, unos aprendizajes esperados y debemos emitir una calificación. ¿cómo pensar en algo mas libre?

Ya puedo responder: yo no requiero volver a ser niña, pero si animarme a aprender como una. Necesito poder visualizar a mis alumnos como niños, presentarles el objeto de conocimiento como algo divertido, atractivo para que se acerquen a él y yo modificar mi modelo de docente…

Esta entrada fue publicada en Aprender en red y en la red, Nuevo paradigma de la educación. Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a ¿Aprender como niña?

  1. Sonia González dijo:

    Lupita:

    Muy interesante tu observación sobre como hemos sido moldeados (como alumnos) y como docentes, también hemos moldeado el aprendizaje, organizamos, estructuramos y entregamos material esperando una respuesta, como dices “aseguramos” muchas cosas.
    Yo agregaría, en el medio laboral, los empresarios también esperan profesionistas que encajen en un molde “prefabricado” de conocimientos.

    El cambio de lo presencial a lo virtual no es fácil, son muchas cosas que deben de irse modificando, lo primero es pensar diferente, iniciar por nosotros mismos.
    El miedo a lo desconocido está en uno y claro, también en los propios alumnos.
    Ya dimos un gran paso, estamos enREDados en esta nueva forma de aprender.
    Saludos
    Sonia

  2. msalinas dijo:

    Hola Lupita, me hiciste recordar una plática que tuve con Ninfa hace un par de semanas, hablábamos de como a los profesores nos gusta controlar, pero al mismo tiempo como estudiantes nos gusta que nos digan que hacer, ¿por qué?, porque es más fácil en ambos casos, nos requiere mucho menos. Migrar a la autonomía y ceder el control al estudiantes no es nada sencillo, pero cuando sucede nos encontramos ante casos extraordinarios como el de Mitra 🙂

    • mariaorozco dijo:

      Muchas gracias Maru,
      creo que quizá por eso escogimos ser maestros….para tener el control en alguna parte de nuestra vida…
      Lo digo entre verdad y broma…
      Me apasiona ver lo que se logra en comunidades pobres donde todo el esfuerzo los lleva a ganar, pero cuando estoy en un medio “socialmente favorable” y donde los alumnos saben 100 veces mas cosas que yo, ahí es en donde me paralizo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *